¿Y quién soy yo para hacer esto?

Mi nombre es Marta Calderó. 

Soy Psicopedagoga y Orientadora. 

Mediadora familiar. 

También especialista en Intervención con madres e hij@s víctimas de violencia de género.

Nº Colegiada: 02250

Ayudo a tus hijas y a tus hijos, a través de ti, a hacer frente a tu separación conflictiva.

Madre de tres niños de 6, 9 y 12 años. 

Hace 5 años transité mi propia separación. 

Sufrí la separación conflictiva de mis padres cuando era niña. 

Hoy acompaño a otras familias en su proceso de separación, para que puedan acompañar también a sus hijos-as.

Voy en contra de la violencia y del maltrato.  Del maltrato visible y del maltrato que no se ve.

Voy en contra de la violencia económica, de la manipulación y de la violencia que se ejerce a través de las criaturas. 

Voy en contra de la falta de responsabilización en la crianza y la educación y de la imposición judicial de la custodia compartida por que sí, sólo por el hecho de ser progenitores.

Voy en contra de todo esto y siempre a favor de la infancia.

Mi separación me llevo a la catarsis a todos los niveles: psicológico, emocional, laboral y físico.

Me derrumbé como mujer y como madre.

Todo este sufrimiento me empujó a estudiar, a leer, a seguir aprendiendo y a formarme para poder reconstruirme y poder ayudar y acompañar a mis hijos. 

Y así fue como me especialicé en acompañamiento a la separación y más tarde me formé en mediación familiar y conflictividad.

Utilizo la terapia sistémica para acompañar a las familias. 

Sigo en constante aprendizaje. 

Hoy sé que todo lo vivido, he podido transformarlo en algo útil.

Eso es lo que sucede cuando descubres lo que has venido a hacer.

 

Tal vez por ser madre de tres hijos varones. Tal vez por haber vivido la peor experiencia de mi vida con mi separación, tal vez por haber sido víctima de la separación conflictiva y traumática de mis padres. 

O quizá por todo esto junto, siento ahora la necesidad imperiosa de defender a la infancia en riesgo en estas situaciones. 

Porque conozco a la perfección lo que siente un niño en estas circunstancias, pues lo he vivido en mi propia piel 

Me he dado cuenta que hay muchas niñas y niños sufriendo.

Un sufrimiento provocado a menudo por sus progenitores. 

Y a eso voy. 

A seguir construyendo una opción de acompañamiento realista, enfocada en una SEPARACION REAL.

 

Cuando hablo SEPARACION REAL, me refiero a que el acompañamiento debe tener en cuenta las circunstancias particulares de cada familia.

Circunstancias a menudo muy complejas y que son determinantes a la hora de transcender este proceso.

Algunas de estas circunstancias no están bajo nuestro control, otras sí. 

He comprobado que si nos enfocamos en lo que sí podemos cambiar a través de un trabajo terapéutico y una serie de herramientas, podemos llegar a transformar lo que, a priori, no esta a nuestro control.

Pero en realidad este proyecto no va sobre mí. Esto va sobre ti y también sobre nosotras.

Nuestra comunidad.

Mi objetivo es ayudarte, acompañarte y guiarte a ti, que estas pasando o has pasado por una separación conflictiva. Para que puedas ser y reconstruirte y poder así convertirte en el modelo referente que tus criaturas necesitan en estos momentos. 

Te acompaño de forma individual y también a través de una TRIBU de madres que hemos pasado por donde tú estás pasando. 

Personas que se encuentran en diferentes puntos de tu mismo camino. 

Madres que han estado donde tú estás ahora, a quienes aprender las herramientas y recursos necesarios les ha permitido transitar por su propia separación y acompañar y ayudar a sus propios hijos e hijas.

Madres que han podido transcender el proceso de duelo hasta llegar a la aceptación. 

Que han podido crecer y desarrollarse después de haber tocado fondo y estar saturadas de sufrimiento muchas de ellas.

Porque, a pesar de todo, para nosotras y para nuestros hijos-as sí hay esperanza.